Cuidar nuestras instituciones políticas

En una sociedad organizada las relaciones entre las personas están siempre ligadas a instituciones, ya sea vecinales como las organizaciones populares, políticas como las instituciones del Estado, religiosas como la Iglesia, o cualquier otro tipo de entidades establecidas por los ciudadanos. Una institución hace que nuestras relaciones sociales se desarrollen dentro de un orden, de manera que se guíen por objetivos, normas o tradiciones comunes, y no sucumban fácilmente a los vaivenes del contexto particular en el que cada uno nos movemos. Es verdad que lo más importante en una institución no son ni sus reglas ni sus actividades, sino los valores que la mueven y cohesionan. Y, sin embargo, ¿cómo garantizar la supervivencia de estos valores si ellos no se construyen día a día, decisión tras decisión, en el terreno concreto de la vida social?

En relación a las instituciones políticas, las más gravitantes para nuestra vida social, tenemos que reconocer que nuestro país, si bien ha avanzado mucho desde el restablecimiento de la democracia, todavía está lejos de contar con instituciones sólidas, que cumplan con sus objetivos y cuyo desempeño goce de la confianza de la población. Por el contrario, la baja aceptación con la que suelen terminar su gestión presidentes y gobernadores, así como el descontento mayoritario frente al trabajo del Congreso y de los organismos judiciales, evidencian la fragilidad de nuestro sistema político. Por ello, es fundamental que los ciudadanos permanezcamos vigilantes ante el trabajo de cada institución. Pero sobre todo es importante que quienes se incorporan al ejercicio del poder tengan presente que su tarea no es solo establecer una determinada visión del desarrollo o de la vida pública del país, sino también fortalecer el sistema político mismo, para lo que la apuesta por instituciones eficientes y confiables es determinante.

Es una tarea difícil pero no imposible. Muestra de ello es el excelente desempeño que hasta ahora han tenido los Defensores del Pueblo en nuestro país. A ellos y a sus equipos nuestro reconocimiento y gratitud.

————————————-
Publicado en La República (10-09-16)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s